Cinco horas y cuarto. Ese fue el tiempo que estuvieron sobre la pista los españoles Fernando Verdasco y Rafa Nadal el viernes en las Semifinales del Open de Australia. Ganó Rafa en un partido épico de esos a los que ya nos tiene acostumbrados (Wimblendon) y repitió ayer en la final ante uno de los tenistas más grandes de la historia: Roger Federer,  siendo el primer español en conquistar este Grand Slam.

El caso es que viendo los partidos volví a preguntarme una vez más cómo funcionaba el Ojo de Halcón. Se lo pregunté al oráculo, y al instante aparecieron muchos artículos cuyo título era esa misma pregunta: ¿Cómo funciona el Ojo de Halcón?. Tras leerlos, la mayoría explica sin profundizar en qué consiste el sistema, pero indagando un poco más, y sobretodo traduciendo un poquito (Wikipedia,) y juntando lo mejor de cada casa, he llegado a entenderlo mejor, así que intentaré extractar su funcionamiento.

El Ojo de Halcón (Hawk-Eye), llamado así por la impresionante capacidad visual de estos rapaces, es un sistema usado en el cricket, tenis, snooker y otros deportes de pista para visualizar la trayectoria de la pelota y mostrar un registro de su trayectoria real como imagen gráfica. En algunos deportes, como el tenis, ahora es parte del proceso de adjudicación, ya que puede ser utilizado por los jueces para decidir las bolas dudosas (en pistas duras y en hierba (en arcilla no es necesario porque la bola deja una marca en el suelo)). También es capaz de predecir el futuro camino de una bola. Ha sido desarrollado por ingenieros de Roke Manor Research Limited de Romsey, Hampshire en el Reino Unido, en 2001.

El sistema consta de un conjunto de cámaras (el numero de cámaras depende de la configuración. Como mínimo 4, pero suele ser de 6 a 8 cámaras) y se basa en los principios de la triangulación, utilizando las imágenes visuales y mediciones de tiempo proporcionadas por al menos cuatro cámaras de vídeo de alta velocidad situadas en diferentes lugares y ángulos de la zona de juego. Estos datos son procesados por un procesador de alta velocidad, que reconoce en las imágenes la pelota de tenis y calcula su trayectoria. Para ello necesita:

  • Un modelo del area de juego,
  • la posición de las cámaras y
  • su lugar de enfoque.

En cada frame enviado por cada cámara, el sistema identifica el grupo de píxeles que corresponde a la imagen de la bola. A continuación se calcula para cada fotograma la posición 3D de la bola mediante la comparación de su posición en al menos 2 de las cámaras separadas físicamente en el mismo instante en el tiempo. Como resultado, calcula la posición en 3D de la pelota para cada imagen. Valiéndose de las leyes físicas, interpola las distintas posiciones calculadas para recrear la trayectoria seguida por la pelota y su interacción con el área de juego. El sistema genera una imagen gráfica de la trayectoria de la pelota y su interacción con la zona de juego (el bote de la pelota, por ejemplo), mostrándose a jueces, espectadores y telespectadores. La generación de la imagen tan solo tarda unos pocos segundos, con lo que la interrupción del juego es muy pequeña. Se calcula incluso la posible deformación de la pelota al golpear el suelo a gran velocidad, con un error menor a 3mm. Además, este mismo sistema es el que se usa para seguir el resto de las estadísticas del partido.

“Así como las leyes de las matemáticas se refieren a la realidad, no son ciertas, y así como no son ciertas, no se refieren a la realidad”. Albert Einstein

Anuncios