Conclusions of the European Council meeting on economic governance. Nigel Farge:

Qué pocos aplausos se oyen al final del discurso. Me recuerda a la tímida ovación que recibió Alex de la Iglesia en la pasada gala de los Goya cuando sus compañeros de profesión se miraban los unos a los otros atónitos viendo como su presidente les daba cerita en el discurso de Gala. Sí señor, Bravo por Nigel Farge, de libertad y democracia.

Salu2